jueves, noviembre 23, 2006

Historias de gente rocamorense

"Rocamora es pasión, papá. Es como el porro y el vino, loco. Yo fui a todo´ lado con Rocamora, eh? Pero a todo´lado, me entendé´. Sabe´ la´veces que copamo´ cancha 2. O que corrimo´a Oruga por el playón.
Yo el día que el huevo se la clavó a lo´puto de Fumateam, estaba justo detrás de ese arco, me entendés? Pero justo detrás. No te imaginás lo que fue esa avalancha, papá... que fiesta.
Yo dejo la vida por Rocamora. Ni fui al casorio de mi hermana para que te des una idea, me entendés?"




"¿Rocamora? Querido, somos los primeros socios que tuvo la institución. Vos no sabés como creció esto. Un club modelo. Qué equipos, cuántos momentos inolvidables. Si supieras los grandisimos jugadores que pasaron durante todos estos años... Desde Martín Aldasoro, un back de aquellos, hasta este otro jovencito que jugaba de centro half... Mandelli. Unos monstruos impresionantes. Toda una vida le dedicamos al club, así que cada triunfo de Rocamora es un triunfo personal."


"Me llamo Antonio y tengo 60 años. Soy parapléjico, pero esta capacidad no disminuyó ni un ápite mi fanatismo por Rocamora. Siempre lo seguí: de bebe, de adolescente y ahora, en la plenitud de mi edad. Es más, a mis dos piernas las perdí cuando, yendo colgado de la puerta, me patiné del 160 que me llevaba a Ciudad Universitaria para ver un clásico con Misión Imposible. Mi sueño es verlo jugar en la A, aunque sea un partido antes de morirme. "



EL DOMINGO HAY QUE GANAR...

¡ES X LA GENTE!

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Increible..... toda esta gente tiene que estar el domingo en la cancha 5 haciendonos el aguante. aaj

juampi dijo...

el mejor blog de todos lejos.....va el segundo, al de pura bravura no le gana nadie!